http://www.guias-viajes.com

Relato de un viaje a Madrid PDF  | Imprimir |  Correo electrónico
martes, 31 mayo 2005
Hace unos meses decidí que era hora de conocer la capital de España, y ni corta ni perezosa cogí un avión que hasta allí me llevara.

Crónica de mi viaje a Madrid

Hace unos meses decidí que era hora de conocer la capital de España, y ni corta ni perezosa cogí un avión que hasta allí me llevara.

Al llegar al aeropuerto tuve serios problemas para coger un taxi. Se forman colas tremendas, bien organizadas, pero de dimensiones considerables. Mi recomendación para futuros visitantes es subir desde "Llegadas" a "Salidas" y coger uno de los taxis que llevan viajeros al aeropuerto. Sólo se trata de subir una planta y salir a la calle.

Si se tiene la oportunidad de disponer de un plano de Madrid, mejor que mejor. La mayoría de los taxistas suelen preguntar :"por donde quiere que le lleve?", y si no conoces la ciudad sueles utilizar la frase que sin tu quererlo, te lleva a hacer una "Tour Madrid", o sea: "Por donde usted crea más conveniente".

Mi hotel estaba situado en el centro de Madrid, pero en realidad en Madrid da igual donde esté tu hotel, siempre que tengas una boca de metro cercana. La mejor forma de moverse por Madrid es sin duda el metro. Existen unos bonos válidos para 10 viajes y que no son de uso personal, por lo que con un bono pueden viajar varias personas y que sirve indistintamente para el metro y el autobús.

Los planos del metro son fáciles de conseguir, en las taquillas donde se paga el billete suelen proporcionarlos gratuitamente. Por cierto, el Corte Inglés (hay muchos en Madrid) tiene planos de la ciudad gratuitos.

 

Madrid es una ciudad agradable para pasear, si uno es capaz de abstraerse del bullicio de coches que le rodea. Muy recomendable para este menester el paseo del Retiro y la calle Recoletos, donde si uno tiene suerte puede disfrutar de los magnolios en flor.

 

La zona más céntrica es la zona de la Puerta del Sol, Plaza Mayor, Gran Vía... etc. Y esta es también la zona que los cacos saben más frecuentada por los turistas, por lo que no está de más ir con mil ojos cuando se visita.

 

Si estando por allí os aprieta el hambre, no os recomiendo entrar en sitios claramente preparados para los turistas (por ejemplo las terrazas de la plaza mayor), donde resulta casi imposible ver un madrileño tomando algo. Los precios suelen estar bastante inflados y la oferta en hostelería en Madrid es tan amplia que sólo en unos metros podemos encontrar típicos bares de tapas donde comer de "tapeo" a un precio más razonable. 

Por estas zonas salen unos autobuses con el techo descubierto, realizando un recorrido por lo que se considera lo más típico de la ciudad........... sólo una cuestión al respecto, no montes sin preguntar primero el precio.... uff!!!

En cuanto a las compras, Madrid está llena de tiendas, tenderetes, vendedores callejeros de marcas falsas, grandes superficies, estaciones de tren o cines convertidos en centros comerciales...... Mención especial para el Rastro de los domingos. Tomad el metro hasta la estación "Latina" y una vez allí dejaos llevar por la riada de gente. 

En definitiva, una ciudad divertida que puede estresar a todo aquel que no sepa olvidar el bullicio que le rodea, pero con una gran oferta cultural y de ocio que hace imposible aburrirse.

Ultima actualización ( sábado, 16 julio 2005 )
< Anterior





Relatos de tus Viajes

Relatos Viajes

Lugares del Mundo

Viajeros Viajando


   61 invitados conectados
| Home | Cuéntanos tu viaje | Africa | América | Asia | Europa | Oceanía | Tus viajes | Rutas | Viajar por España |